Más de 25 millones de peruanos elegirán este domingo entre el izquierdista Pedro Castillo y la derechista Keiko Fujimori en un balotaje que pone frente a frente a dos modelos opuestos, con una marcada paridad en las encuestas.

El presidente del país, Francisco Sagasti, voto este domingo por la mañana y pidió respetar “la voluntad del pueblo”, en unos comicios que se prevén muy ajustados y cuyos resultados podrían demorar más de un día.

“Lo que es más importante es respetar la voluntad del pueblo”, dijo el mandatario interino luego de ejercer el sufragio. Sagasti mantuvo su neutralidad y no dio pistas sobre el sentido de su sufragio.

Asimismo, agregó: “Los organismos electorales, el JNE (Jurado Nacional de Elecciones), la ONPE (Oficina Nacional de Procesos Electorales) son autónomos. Lo que hace el Ejecutivo es apoyarlos y respetar su autonomía”.

El mandatario exteriorizó su deseo de que acuda más gente que en los comicios generales de abril: “Lo más importante es que toda la ciudadanía acuda a votar. Es un derecho pero también una responsabilidad cívica, un deber. Espero que el ausentismo sea menor que en la primera vuelta”.

Respecto a un posible clima de crispación, Sagasti pidió el viernes a la ciudadanía que “tan pronto termine la jornada electoral, se mantenga la serenidad para esperar los resultados oficiales que entregarán las autoridades electorales”.

Las palabras del jefe de Estado, quien asumió el cargo en noviembre y lo entregará en julio, son dirigidas al electorado peruano tras el final de la campaña política y cuando los dos postulantes a la presidencia mantienen un virtual empate técnico, según las últimas encuestas nacionales publicadas la semana pasada.

Fujimori, quien obtiene su principal base electoral en las grandes ciudades peruanas, defiende la continuidad del modelo neoliberal que instauró su padre (1990-2000), mientras que Castillo, de 51, aboga por un activo papel económico del Estado en la economía.

Ambos han encabezado esta semana bulliciosos y coloridos mítines en diferentes ciudades buscando captar votos de los indecisos, que bordeaban el 18% en los últimos sondeos.

 

 

Fuente: NA

A %d blogueros les gusta esto: